Follow by Email

sábado, 25 de julio de 2009

Éste clandestino amor...



Un tumulto de palabras
que no puedieron ser...
rocas sin forma común
arrojadas a las brasas
carentes de saliva.

Quisiera encontrar el beso
adecuado para tus labios de jade.

¡Ay, me
hiere
éste clandestino
amor!

No hay comentarios:

Publicar un comentario